Primera recogida de bellotas en La Carolina para realizar plantaciones

200

Ya ha comenzado la gran bellotada ibérica en La Carolina. El pasado sábado, un grupo de personas realizó una salida por la zona de La Aliseda Orellana con el objetivo de recoger el mayor número de frutos posible. De esta forma, el Ayuntamiento se suma a un proyecto que pretende plantar 25 millones de bellotas en la Península Ibérica con el objetivo de frenar la crisis climática y recuperar los bosques.

En este territorio ya se han sembrado más de 1,1 millones de bellotas y, próximamente, serán las recogidas en el municipio jiennense las que se planten para convertirse en árboles. El reto, para el que ya se han constituido más de 1.300 células, es llegar a los 25 millones antes del 1 de marzo.

En concreto, el Ayuntamiento carolinense ya ha realizado la primera de las salidas. El IES Martín Halaja, el Club Delta Sur y los colegios Navas de Tolosa y Palacios Rubio también se han sumado al desafío y se espera que otros colegios y colectivos del municipio se adhieran en breve.

El Ayuntamiento invita a toda la ciudadanía a sumarse a la iniciativa por diferentes motivos. Y es que no solo aúna senderismo, sensibilización y sostenibilidad sino que, además, busca la repoblación de las dehesas. El del sábado pasado fue el primer paso de otros muchos que se pretenden dar en los próximos meses. Para ello, el Consistorio busca la complicidad de la ciudadanía en un proyecto común. De esta forma, se espera que pronto se puedan realizar nuevas salidas para recoger bellotas. Después, todas las que se recojan serán sembradas.

Por otro lado, la gran bellotada goza de un carácter multidisciplinar y de un gran valor educativo. Por este motivo, se pretende contar con el apoyo de los colegios e institutos, así como el de otros colectivos.

Según los datos de la organización, el 70% de la superficie de la península está en riesgo de desertización. Se han elegido las bellotas por su dureza y gran capacidad de adaptación a las duras condiciones mediterráneas.

Por último, el Ayuntamiento agradece a Orellana Perdiz su buena disposición al permitir que se recojan bellotas en su finca.