Sanz pide a la Junta que deje de “engañar” a los agricultores y ganaderos y justifique “con seriedad” las pérdidas que denuncia

155

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha reiterado hoy “el compromiso y la sensibilidad” del Gobierno de España con el campo andaluz y ha pedido a la Junta de Andalucía que “abandone la demagogia, deje de engañar” a los agricultores y ganaderos y “justifique con seriedad las pérdidas que denuncia”.

El delegado ha recordado que la rebaja de módulos del IRPF recogida en la Orden Ministerial publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) para el periodo impositivo de 2017 “supondrá reducciones por importe de 115 millones de euros para los agricultores y ganaderos andaluces”, una medida que, a su juicio, “ratifica el compromiso del Gobierno de España” con el campo andaluz.

Por ello, Sanz ha pedido a la Junta que haga público el informe firmado con datos oficiales certificados que demuestren, concretamente, que las pérdidas en el olivar cordobés y otros cultivos en diferentes provincias han sido superiores al 30% y la justificación que ha aportado la Junta para avalar estas pérdidas, al tiempo que ha pedido que “dejen de engañar a los agricultores andaluces y empiecen a trabajar a su favor”.

Sanz ha explicado que la Junta de Andalucía no ha justificado ante el Gobierno pérdidas en la producción por encima del 30% en el olivar cordobés durante 2017, “pero sí en Jaén”, donde sí se beneficiarán de la reducción de los módulos del IRPF del 0,26 al 0,18.

“Desde el Ministerio de Agricultura incluso se propuso a la Consejería que indicaran aquellos municipios colindantes con Jaén que podrían tener reducciones similares, de cara a evitar el efecto frontera. Sin embargo, la Junta se limitó a reiterar su petición inicial en la que se solicita una reducción generalizada de los productos del olivo en toda Andalucía, no justificable con los datos disponibles”, ha asegurado Sanz.

En este sentido, ha reclamado a la Junta de Andalucía que haga público el informe firmado con datos oficiales certificados. “Queremos que la Junta demuestre ante agricultores que ha enviado al Ministerio de Agricultura los informes certificados que les hubieran permitido la reducción de los módulos, según los casos”, ha dicho Sanz.

El delegado considera “injustas y desleales” las críticas vertidas por responsables del Gobierno andaluz ya que, según ha explicado, el Gobierno se ha limitado a “trasladar a la norma los datos de la Junta”. “Si la Junta hubiera argumentado pérdidas de más del 30 por ciento en más cultivos, el Gobierno lo hubiera aceptado y la situación se habría atendido”, ha manifestado.