El cartel anunciador de la Feria y Fiestas de San Miguel 2023, de la artista Esther Moreno

952
ÚBEDA

El cartel anunciador de la Feria y Fiestas de San Miguel 2023, que en esta edición ha sido encargado a la artista ubetense Esther Moreno Martínez.

Como ha recordado el edil, este cartel es encargado, cada edición, a un/a artista de la
localidad, con el objetivo de promocionar así el talento de los/as artistas de nuestro
municipio, en una de las fiestas más importantes que celebra nuestra ciudad, como es
la feria en honor a nuestro patrón, San Miguel Arcángel, que se desarrollará del 28 de
septiembre al 4 de octubre.

En esta ocasión, ha señalado el edil, se ha apostado por Esther Moreno Martínez, una
artista muy conocida y valorada no solo aquí, sino nacionalmente, gracias a su
dilatada trayectoria profesional y a los proyectos que llevan su sello, que siempre se
han caracterizado por su elegancia, originalidad y distinción.
“Su obra ha venido a sorprendernos y a hacer más grande el patrimonio artístico que
estamos logrando con la confección de estos carteles. Su trabajo no va a dejar
indiferente a nadie”, ha indicado el edil.

En este sentido, García ha hecho hincapié en que este cartel lleva la esencia de la
artista y quien lo mire sabrá al instante que es una obra de Esther Moreno, porque la
representa perfectamente. “Es una obra cargada de emoción, por lo que para ella
representa”, ha matizado.

El concejal de Festejos ha finalizado agradeciendo a la artista, en nombre de la
Corporación Municipal, que haya aceptado este encargo tan especial y que haya
puesto todo su cariño y dedicación en la obra de arte hoy presentada.

LA ARTISTA
Por su parte, Esther Moreno ha mostrado su satisfacción al ser la artista elegida para
este encargo de gran importancia para la ciudad, aunque reconoce que era “una gran
responsabilidad y un caramelillo envenenado”, ya que es un cartel muy comentado por
la ciudadanía.

Así, ha contado la artista, ella quería realizar una obra que representara su trabajo, en
el que encontramos mucha influencia oriental. De esta manera, en el cartel
encontramos a una alusión a la naturaleza, de una forma idealizada, con un fondo de
pan de oro, recordando a los iconos bizantinos, en los que se representaban a
deidades, obviando, por esta razón, la proyección de las sombras, ya que lo divino no
tiene sombra, según ha explicado.

Continuando con la evocación a la naturaleza, Moreno ha explicado que ha elegido los
claveles para ornamentar su lienzo, por varios motivos. Primero, porque es la flor más
representativa de una feria y, segundo, porque el clavel representa el amor, la pasión y el afecto. “Esta flor era la que utilizaban los pintores renacentistas para representar, en
esta época, sus escenas”, ha subrayado.

Cuando la artista empezó a buscar ideas para llevar a cabo este encargo, pensó en
los elementos que representan a la feria y a Úbeda. “Me vinieron imágenes de sus
monumentos, de su Renacimiento, pero en realidad Úbeda es lo que no solo por sus
monumentos, sino también por su gente, que hace que el nombre de Úbeda esté por
todos lados”, ha señalado.

Y es que, como ha seguido explicando, igual que en el Renacimiento fue un ubetense,
Francisco de los Cobos, quien decidió que fuera en su ciudad donde estuviera su
mausoleo e importar aquí el Renacimiento en su versión más exquisita, otras
generaciones han aportado ese “segundo renacimiento” a la ciudad, con personas tan
destacadas, pertenecientes a la generación de sus padres, como es Antonio Muñoz
Molina, Joaquín Sabina, Marcelo Góngora, su tío Arsenio Moreno o su propio padre,
que también fue pionero en su época, hasta llegar a artistas de la generación a la que
pertenece Esther Moreno e incluso la siguiente. “Artesanos, artistas,
bailarines,…Tenemos un gran capital cultural y humano, por eso podemos decir que
es como el nuevo renacimiento”, ha destacado.

Por esta razón, en el centro del cartel, un lugar privilegiado, ha colocado la imagen de
una persona, más concretamente a su madre cuando era niña, como homenaje a esas
personas que son las que hacen que Úbeda sea lo que es hoy en día, “ese nuevo
renacimiento”. Además, ha resaltado la artista, elegir a su madre también ha sido una
muestra de gratitud y homenaje a todas las madres, “porque veo lo duro y sacrificado
que es ser madre y cómo renuncias a gran parte de ti, y quería poner en valor todo
eso”.

Así, ha seguido detallando, la técnica utilizada para posicionar la imagen de su madre
ha sido a través de una cianotipia, un procedimiento fotográfico monocromático, que
consigue una copia negativa del retrato original y que se caracteriza por aportar un
color azul Prusia, una técnica muy utilizada en las copias de planos en el ámbito de la
arquitectura. “Esta técnica actúa con la luz del sol, se coloca un negativo, flores o
cualquier objeto, y por donde pasa la luz se revela como una fotografía y se vuelve
azul y por donde no pasa la luz se queda blanco”, ha apuntado, añadiendo que ella
utilizó un negativo de una foto de su madre de pequeña, vestida de flamenca, junto a
los jazmines del patio de la casa familiar.

Esther Moreno Martínez, como ha señalado el edil de Festejos, pasa desde hoy mismo
a formar parte de esa lista de ilustres artistas que han contribuido con su arte a
anunciar la Feria y Fiestas de San Miguel.

BREVE RESEÑA
La artista Esther Moreno Martínez pertenece a la tercera generación de ‘Interiorismo
Trinidad’ y es cofundadora de More & More Diseños, junto con su hermano Manuel
Moreno Martínez, donde se encargan de poner en marcha proyectos más artísticos.

Antes de orientar su carrera profesional al diseño de interiores, Esther se dedicaba a la
escultura lumínica, precisamente su tesis doctoral se centró en este ámbito, y, como
ella misma ha comentado, su clientela se extendía tanto por territorio nacional como
internacional.

La artista quiso dar un giro a su carrera y recibió en Florencia cursos de pintura mural,
periodo en el que descubrió su gran pasión por la pintura y más por la pintura de gran
formato. Cuando regresó a España, al estudio en que estaban al frente su hermano y
su padre, se volcó en el diseño de interiores, una especialidad de la casa ‘Interiorismo
Trinidad’, que no solo se quedó en Úbeda, sino que se exportó a la capital madrileña.
Precisamente, durante su estancia en Madrid ella valoró la pintura no solo como un
trabajo, sino como una parte esencial y vital de ella misma.
Como excelente artista que es, la inquietud está presente en su día a día. Por esta
razón, siempre busca encontrar nuevas formas de expresión. Es por ello, que ha
participado en diversos proyectos de artesanía, algunos de ellos con su hermano,
logrando dos premios nacionales, y otros en colaboración con otros artesanos. Este
año, además, ha sido seleccionada para el Concurso Nacional de los Premios
Zabaleta y expondrá su obra en Madrid, concretamente en el Club Alma, y en
Luxemburgo.

Así y dentro de su constante y apasionante evolución, la artista está experimentando
con materiales como la porcelana, la impresión en 3D o biomateriales. Actualmente, se
está centrando en la incorporación de las nuevas tecnologías como el metaverso y las
experiencias artísticas inmersivas.