La concejalía de Seguridad Ciudadana activa el Plan para la Feria del Barrio Bailén

638
FERIA DEL BARRIO

La Concejalía de Tráfico, Movilidad y Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Bailén pondrá en marcha entre los días 25 de abril al 5 de mayo, con motivo de la Fiesta del Barrio, un dispositivo especial en el que intervendrán 20 agentes de Policía Local para garantizar el buen transcurso de la misma y el tránsito normal tanto de peatones como de vehículos.
Según ha indicado el Concejal Delegado del área, Bartolomé Morales, se controlarán las vías adyacentes a la zona del ferial y se atenderá a los requerimientos que surjan y para ello, los agentes de Policía Local desarrollarán su labor a través de 27 turnos repartido en los días señalados.
El edil ha informado asimismo que, entre el viernes 30 de abril hasta el 5 de mayo, como
norma general la entrada y salida de vehículos al recinto ferial y las zonas aledañas vendrán restringidas y solo podrán tener acceso a residentes exceptuando el los momentos de cierre total de las vías por parte de Policía Local, se colocará la señalización que indica las prohibiciones de estacionamiento por lo que habrá que circular por la zona con precaución, de forma que permitan el paso de vehículos especiales o de emergencia y se vigilará permanentemente para que no sean obstaculizados por el estacionamiento de vehículos, indicando que el día de la Procesión el 1 de mayo las vías afectadas por el recorrido , se busquen las vías alternativas y los puestos de control policial, para dar información a todo viandante o conductor que lo necesite, apelado a la
colaboración de todos los vecinos para minimizar las molestias del corte de vías y ha agradecido la «buena disposición de todos para el correcto desarrollo de este plan especial».
A lo anterior hay que añadir que el “botellón” quedará prohibido en la la zona de la feria. Los agentes evitara la realización de botellón en las inmediaciones de la zona donde se va a
desarrollar las fiestas. Por todo ello, se prestara especial atención y de forma periódica a las siguientes zonas, no solo para controlar el botellón sino para vigilar y sancionar en aquellos casos en que sea procedente por las actividades que redunden en la limpieza viaria, molestias en los vecinos y actos con incidencia en la seguridad en las personas y bienes, siempre valorando la situación y no generar mayor riesgo que el que se pretende evitar.